Contacte con nosotros

Especialistas en control de plagas. Resultados garantizados, al mejor precio.

Los artrópodos con los que convivimos en nuestros hogares

Grupo de hormigas obreras aprovechando un residuo doméstico

28 Enero, 2016

Si preguntáramos a cualquier persona qué tipos de insectos o de otros artrópodos podría encontrar en el interior de su casa, seguramente nos contestaría que, afortunadamente, ninguno. A lo sumo, aquellos que hayan sufrido algún problema de plagas, podrían identificar ciertos grupos relacionados con éstas: cucarachas, hormigas o moscas, por ejemplo. Sin embargo, aunque no nos percatemos de su presencia, existe una gran diversidad de artrópodos que viven asociados al hombre, desde los propios orígenes de la humanidad y su posterior civilización. Además, la gran mayoría no constituyen una plaga; viven con nosotros sin ocasionar ninguna molestia, acceden a nuestras casas en busca de alimento o refugio, o incluso algunos de ellos están presentes de manera accidental.

Esto es precisamente de lo que trata una investigación realizada por científicos de la Universidad Estatal de Carolina del Norte, en EEUU. El trabajo, publicado recientemente en la revista PeerJ, recoge por primera vez datos exhaustivos sobre la diversidad de artrópodos capturados en viviendas particulares. En el estudio se analizaron 50 hogares individuales situados en zonas urbanas y suburbanas de la localidad de Raleigh, en el citado estado, lo que representó un total de 554 habitaciones a muestrear. Los resultados obtenidos fueron muy significativos, en cuanto a la prevalencia de los animales y a su diversidad.

En total se recogieron más de 10.000 ejemplares que pertenecen, al menos, a 579 especies de artrópodos distintas; con representantes de los 4 subfilos clásicos: Quelicerados, Miriápodos, Crustáceos y Hexápodos. Cada casa albergaba entre 32 y 211 especies diferentes, lo que supone una media de 100 especies aproximadamente por hogar. Además, entre las más de 550 habitaciones muestreadas, solamente en 5 de ellas no se halló ningún artrópodo. En cuanto a la composición de esta entomofauna hogareña, seis órdenes de artrópodos dominaron en los distintos hogares, lo que supuso el 81% de la diversidad promedio de las habitaciones muestreadas. Ente ellos, las moscas y mosquitos (Diptera) fueron los más abundantes; seguido de los escarabajos (Coleoptera), como los escarabajos de las alfombras (Anthrenus) o los vulgarmente conocidos como gorgojos (Curculionidae); las arañas (Araneae), los himenópteros (Himenoptera), sobretodo las hormigas (Formicidae); diversos psocópteros o piojos de los libros (Psocoptera) y varias especies de chinches (Hemiptera).

Los insectos fueron encontrados en la totalidad de las casas analizadas. A los grupos anteriormente mencionados, hay que añadir también las polillas y mariposas (orden Lepidoptera), diferentes especies de cucarachas (orden Blattodea), grillos y saltamontes (orden Orthoptera) y los pececillos de plata (Lepisma saccharina). Los arácnidos también fueron encontrados en el 100% de los hogares, incluyendo las arañas y los ácaros (especialmente los del polvo). Entre los miriápodos, los diplópodos o milpiés (clase Diplopoda) se recogieron en el 82% de las viviendas.

Con respecto a las típicas plagas domésticas, el trabajo desvela que no fueron demasiado frecuentes, en comparación con el resto de artrópodos. La cucaracha alemana (Blatella germanica) fue detectada en el 6% de los casos, las pulgas (Pulicidae) en el 10% y las termitas subterráneas (Rhinotermitidae) en el 28%. La chinche de cama (Cimex lectularius), plaga actualmente en expansión, no fue observada en el estudio.

Los autores afirman que la cantidad real de artrópodos en viviendas es incluso superior a la registrada por esta investigación, ya que no se muestrearon todos los potenciales refugios que presenta una casa, sólo los más accesibles. Sin embargo, sirve perfectamente como reflejo de la enorme diversidad de estos animales que conviven con nosotros, en la mayoría de los casos sin ocasionar problemas de salud, estructurales o de conservación de materiales y/o alimentos. Aun así, en el caso de que estos inesperados huéspedes se conviertan en una plaga, recordamos que Biodal Control Ambiental ofrece entres sus servicios, la desinsectación.