Especialistas en control de plagas. Resultados garantizados, al mejor precio.

Empresa de Control de Plagas y Desinfección en Madrid

Empresa de control de plagas y desinfección

BIODAL CONTROL AMBIENTAL es una empresa de control de plagas urbanas, desinfección y control de la bacteria Legionella; con sede en Madrid y fundada por dos Licenciados en Biología con amplia experiencia en temas de índole medioambiental.

Contamos con un personal técnico altamente cualificado y en continua formación, capaz de resolver todas sus dudas, de diagnosticar el problema y de eliminar la plaga a la mayor brevedad posible; realizando de este modo un servicio de alta calidad. Nuestros técnicos se responsabilizan en todo momento del tratamiento adoptado, haciendo de la profesionalidad y el compromiso sus señas de identidad.

Ofrecemos un servicio personalizado y ajustado a sus necesidades, empleando los mejores productos disponibles en el mercado y haciendo uso de las técnicas más adecuadas para cada situación.

Conscientes de la cada vez mayor preocupación social por los temas relacionados con la salud y el medio ambiente, desde BIODAL cuidamos especialmente estos aspectos apostando por la prevención y las medidas de actuación pasivas, con el objeto de reducir al máximo posible el empleo de biocidas y demás productos químicos. Cuando su uso sea imprescindible se empleará siempre el producto menos nocivo y más específico para la plaga que se desee combatir.

La empresa está inscrita en el Registro Oficial de Establecimientos y Servicios Biocidas (ROESB) de la Comunidad de Madrid con el número 914-CM-S.

Somos miembros de la Asociación Madrileña de Empresas de Desinfección (AMED).

Por todo ello, si precisa de cualquiera de los siguientes servicios: fumigación, desinsectación, eliminar cucarachas, eliminar chinches de cama, desratización, desinfección, control de aves, tratamientos fitosanitarios o prevención y control de Legionella; póngase en contacto con nosotros y le asesoraremos, ofreciéndole la mejor solución a sus necesidades.

Una especie de termita es capaz de construir la mayor estructura hecha por un ser vivo

¿Qué insecto plaga ha construido la mayor estructura realizada por un ser vivo?

5 Diciembre, 2018

Los insectos, el grupo animal más diverso y abundante del planeta, nos ofrecen constantemente interesantes descubrimientos científicos. La investigación se centra en ellos, no sólo para idear nuevas formas para el control de sus plagas, sino para conocer todos los aspectos posibles de su biología y comportamiento. En esta ocasión hablaremos sobre la localización de la mayor estructura creada jamás por un ser vivo. Aunque pudiera pensarse en el ser humano, en realidad es obra de un grupo concreto de estos pequeños artrópodos.

Durante miles de años, una especie de termita subterránea denominada Syntermes dirus, de la Familia Termitidae, ha excavado millones de montículos de tierra en una zona del nordeste de Brasil. Aunque estas estructuras eran conocidas por los lugareños, hasta ahora no se había podido determinar su extensión. Las nuevas tecnologías, mediante cálculos realizados vía satélite, han permitido descubrir que abarcan un territorio de más de 230.000 km2, constituidos por estos montículos dispuestos de forma regular, casi matemática. La deforestación de parte de los terrenos de la zona, constituida por vegetación seca y espinosa denominada catinga, ha permitido observar a simple vista parte de los montículos de la superestructura.

El estudio, a través del cual se ha llevado a cabo este descubrimiento, ha sido realizado por investigadores de la Universidad de Salford (Inglaterra) y publicado en la revista Current Biology. En él se describe como existen más de 200 millones de montículos o murundus, como se conocen en la jerga local, repartidos por la vasta extensión de terreno, perteneciente a los estados brasileños de Bahía y Minas Gerais. La superestructura creada por las miles de colonias de termitas ocupa una extensión similar a la de toda Gran Bretaña, calculándose una densidad de 1.800 montículos por km2. Los autores afirman que se trata de la estructura animal más grande y extensa jamás encontrada.

Cada murundu está formado por unos 50 m3 de tierra, lo que significa que las termitas han tenido que excavar 10 km3 de suelo; material que equivaldría a la construcción de 4.000 grandes pirámides de Giza. Si las cifras asombran, aún más lo hace la disposición de los montículos. Todos los montículos alcanzan, con pequeñas desviaciones, una altura de 2,5 m, con una base de 9 m de diámetro. Se encuentran además distribuidos de manera regular por el terreno, distando unos de otros unos 20 m, lo que dibuja patrones geométricos visibles desde el aire o el espacio. La explicación de esta distribución matemática tiene que ver, según los científicos, con la comunicación química que se da entre las termitas. La disposición espacial de los montículos no parece debida a comportamientos derivados de la competencia. Además, cada murundu no implica la presencia de una colonia diferente; sólo son las escombreras de las galerías inferiores, construidas por termitas de la misma o diferente colonia. Es decir que, en lugar de ser resultado de interacciones agresivas, las formaciones surgieron por procesos autoorganizativos para conectar mejor los túneles internos, impulsados por la caída tan esporádica, una vez al año, de las hojas de las cuales se alimentan. La distribución espacial de feromonas producidas por estas termitas, podría generar un mapa químico que les permitiría minimizar el tiempo de desplazamiento desde cualquier lugar de la colonia hasta el montículo más cercano.

Por otro lado, el análisis de muestras de suelo de 11 de estos montículos data su construcción entre hace 690 y 3820 años; por lo que a su extensión debemos añadir la antigüedad de estas asombrosas estructuras de insectos. Los científicos aseguran que aún faltan muchas cosas por conocer de estas termitas, como la localización de las cámaras reales, el tamaño de las diferentes colonias o cómo son capaces de sobrevivir durante meses sin acceso a alimento. Se espera que este descubrimiento permita comenzar a responder a todas estas cuestiones.

Recuerde que, ante un problema por plaga de termitas, en su vivienda o negocio, no dude en contactar con Biodal Control Ambiental; le ofreceremos la mejor solución. Somo su empresa de control de plagas en Madrid.