Contacte con nosotros

Especialistas en control de plagas. Resultados garantizados, al mejor precio.

Empresa de Control de Plagas y Desinfección en Madrid

Empresa de control de plagas y desinfección

BIODAL CONTROL AMBIENTAL es una empresa de control de plagas urbanas, desinfección y control de la bacteria Legionella; con sede en Madrid y fundada por dos Licenciados en Biología con amplia experiencia en temas de índole medioambiental.

Contamos con un personal técnico altamente cualificado y en continua formación, capaz de resolver todas sus dudas, de diagnosticar el problema y de eliminar la plaga a la mayor brevedad posible; realizando de este modo un servicio de alta calidad. Nuestros técnicos se responsabilizan en todo momento del tratamiento adoptado, haciendo de la profesionalidad y el compromiso sus señas de identidad.

Ofrecemos un servicio personalizado y ajustado a sus necesidades, empleando los mejores productos disponibles en el mercado y haciendo uso de las técnicas más adecuadas para cada situación.

Conscientes de la cada vez mayor preocupación social por los temas relacionados con la salud y el medio ambiente, desde BIODAL cuidamos especialmente estos aspectos apostando por la prevención y las medidas de actuación pasivas, con el objeto de reducir al máximo posible el empleo de biocidas y demás productos químicos. Cuando su uso sea imprescindible se empleará siempre el producto menos nocivo y más específico para la plaga que se desee combatir.

La empresa está inscrita en el Registro Oficial de Establecimientos y Servicios Biocidas (ROESB) de la Comunidad de Madrid con el número 914-CM-S.

Somos miembros de la Asociación Madrileña de Empresas de Desinfección (AMED).

Por todo ello, si precisa de cualquiera de los siguientes servicios: fumigación, desinsectación, eliminar cucarachas, eliminar chinches de cama, desratización, desinfección, control de aves, tratamientos fitosanitarios o prevención y control de Legionella; póngase en contacto con nosotros y le asesoraremos, ofreciéndole la mejor solución a sus necesidades.

La rata negra no es un invasor reciente de la ciudad de Madrid

La rata negra en Madrid, ¿nueva especie invasora?

13 Noviembre, 2019

El fenómeno de las especies exóticas invasoras es uno de los retos más difíciles que tiene que afrontar la conservación y protección de la biodiversidad autóctona. También el sector de la sanidad ambiental, puesto que muchos de los invasores se terminan convirtiendo en plagas a las que hay que combatir. Este tema preocupa cada vez más a la sociedad, por eso, las informaciones acerca de la llegada y asentamiento de una especie exótica suelen estar a la orden del día. Ni que decir tiene que estas noticias deben ser veraces y lo más precisas posibles, para no crear alarma social. Precisamente, vamos a analizar a continuación las informaciones recientes aparecidas en medios de comunicación que hablan sobre la llegada de la rata negra a la ciudad de Madrid. ¿Es este roedor un nuevo invasor?

La noticia recoge la detección de, al menos, 10 focos de rata negra en la Capital, en marzo de este mismo año 2019. De momento, dichos focos están controlados y no suponen un problema de plagas; aunque su gran capacidad reproductora, puede aumentar su población en poco tiempo. La información afirma también que el roedor es originario de Asia y que fue detectada por primera vez en la ciudad madrileña en otoño de 2018. Lo que se podría deducir de lo publicado es que la rata negra es una nueva especie invasora, recién llegada a la ciudad de Madrid. Sin embargo, esta afirmación no es del todo exacta.

Es cierto que la rata negra (Rattus rattus) es una especie originaria de Asia, al parecer del sureste asiático, aunque actualmente está ampliamente distribuida por las regiones tropicales y templadas del planeta. En Europa, también en España, está presente desde, al menos, la Edad Media. Su existencia es incluso anterior a la más popular rata parda o de alcantarilla (R. norvegicus), también de origen asiático. La rata negra ha sido considerada la responsable de las temibles epidemias de peste negra que asolaron Europa durante el medievo y que costaron la vida a millones de personas; culpa en realidad inmerecida, puesto que las responsables de la transmisión del patógeno de la peste fueron las pulgas. Por tanto, la rata negra no es un invasor reciente, llegó hace siglos a nuestro país. Puede decirse, después de tanto tiempo trascurrido, como ha ocurrido con otras tantas especies, como las jinetas o los meloncillos; que forma parte ya de la fauna local.

La rata negra tiene unos hábitos muy distintos a los de la rata parda. Mientras que esta última habita la red de saneamiento y puede criar en el interior de las instalaciones humanas o en madrigueras subterráneas; la rata negra prefiere vivir en altura, construyendo nidos aéreos en árboles o en tejados. Se encuentra habitualmente en zonas rurales; aun así resulta aventurado afirmar que no estuviera presente hasta ahora en la ciudad de Madrid. Quizá no ha sido detectada, al no generar tantos problemas de plagas. Es una especie no tan comensal para el hombre como la rata parda, por lo que ha podido pasar más desapercibida.

Lo que sí es cierto es el reto que supone la posible proliferación de este roedor en Madrid. Debido a su hábitat y comportamiento tan diferentes al de la rata de alcantarilla, los métodos de control de plagas empleados para éstas no funcionan de igual forma. De poco sirve colocar en el suelo portacebos de seguridad con cebo rodenticida o cepos, ya que es una especie que vive principalmente en el exterior y que no suele desplazarse por el suelo.

En Biodal Control Ambiental hemos realizado tratamientos de desratización frente a rata negra, no en la Capital, sino en localidades próximas de la Comunidad de Madrid. En la mayoría de estos servicios, las ratas estaban presentes en jardines de viviendas unifamiliares y podían observarse entre los árboles y arbustos. En algunos casos han sido confundidas con ardillas. Su control se hace necesario, puesto que al igual que su pariente la rata de alcantarilla, puede transmitir diversas enfermedades al hombre. En estos casos, es fundamental la experiencia y pericia de los técnicos en control de plagas, para que estas actuaciones resulten efectivas, además de seguras para las personas y el entorno. Así que ya lo sabe, si sufre de una plaga de ratas, contrate los servicios de desratización que Biodal Control Ambiental ofrece en Madrid.