Contacte con nosotros

Especialistas en control de plagas. Resultados garantizados, al mejor precio.

Un nuevo método para el control de aves

En Barcelona controlarán las palomas con anticonceptivos

9 Diciembre, 2016

El sector de la sanidad ambiental se caracteriza, entre otras cosas, por ser muy diverso. Pudiera parecer, desde un punto de vista externo, que básicamente consiste en “matar bichos”. En realidad, sus actuaciones van mucho más allá. Dentro de él se desarrollan múltiples estrategias de control, con las se pretende alcanzar un objetivo básico; que no es otro que la protección de la salud pública. Además, durante la realización de esta importante función, no sólo hay que tratar plagas de insectos o roedores, sino que hay que atender a otros organismos que tienen también incidencia en nuestras vidas. En el artículo de esta semana vamos a hablar precisamente del control de las poblaciones de aves urbanas.

Las aves, fundamentalmente palomas y estorninos, pueden llegar a provocar importantes daños cuando sus poblaciones son elevadas. Su presencia en diversas infraestructuras como pueden ser viviendas, comunidades de propietarios, oficinas, monumentos, etc.; no sólo suponen una molestia importante. En concentraciones elevadas, pueden provocar atascos de canalones y bajantes por sus excrementos, problemas estéticos y de corrosión, transmisión de parásitos y enfermedades infecciosas (histoplasmosis, salmonelosis, criptococosis,…), ruido, etc. Por todo ello, las actuaciones encaminadas a controlar las poblaciones de aves en pueblos y ciudades adquieren tanta importancia.

Recientemente, ha aparecido la noticia de que Barcelona regulará sus poblaciones de palomas con métodos anticonceptivos, convirtiéndose así en la primera gran ciudad en implantar esta técnica a gran escala. Este método ha sido ensayado en varias ciudades italianas y también en localidades catalanas y valencianas, incluida la propia Barcelona. Pero ahora, la capital catalana lo instaurará como el principal método de control. Tras la realización de un exhaustivo censo de palomas, se instalarán por toda la ciudad 40 dispensadores de pienso estirilizador. Se tendrá especial consideración con aquellas áreas urbanas en las que se registre una mayor densidad poblacional o también un mayor número de quejas vecinales.

El anticonceptivo empleado será la nicarbacina, la cual interviene en la viabilidad del huevo; basándose su efectividad en un aspecto concreto de la biología de las palomas. Estos animales son estrategas de la r, es decir, presentan una alta tasa de reproducción y al mismo tiempo una elevada mortalidad juvenil. Al aplicar el anticonceptivo, primero desaparecerán los juveniles, por su propia mortandad; a continuación lo harán los adultos subdominantes y por último los dominantes. El objetivo final esperado es la disminución poblacional de las palomas a medio plazo, con reducciones del 80% a los 4 o 5 años de tratamiento.

Hasta ahora, el método de control de poblaciones de aves urbanas más utilizado ha sido la captura de los individuos mediante jaulas o trampas y su posterior sacrificio. También se emplean frecuentemente técnicas disuasorias como la instalación de pinchos o puas antiposamiento en fachadas, balcones y cornisas de los edificios; colocación de redes barrera, aplicación de productos repelentes, utilización de maniquíes que simulan aves rapaces, sistemas de ultrasonidos, raíles eléctricos, etc. Junto con todo ello, resultan imprescindibles las medidas culturales. La reducción del alimento disponible, ya sea a través de basuras y demás residuos, o por su alimentación directa por determinadas personas, es básica para poder obtener resultados.

Como vemos, nos encontramos con una alternativa más para el control urbano de las poblaciones de palomas. Una técnica que parece haber sido efectiva allí donde se ha probado y que se vende como un método ético para regular dichas poblaciones. Sin embargo, hay que decir que también presenta distintos aspectos controvertidos como su ajuste a la regulación de la sanidad ambiental, su efecto en otras poblaciones de animales a los que no va destinado, su conjugación con otros métodos de control o su coste económico.

Por ello, habrá que esperar a ver los resultados. Mientras tanto, recordamos que Biodal Control Ambiental presta sus servicios de control de plagas en Madrid, entre los que se incluye eliminar palomas y otras aves.